10 HAIR COLOR TRENDS

Con los colores de pelo tendencia de la primavera 2022, pasa lo mismo que con las prendas más populares del momento. Sencillamente, que vivimos en una de esas etapas en las que “todo se lleva”, que nos facilitan la experimentación con infinidad de elementos. Si en moda podemos navegar tranquilamente entre los pantalones de campana setenteros y los cargo de los años dosmil, en lo que respecta al tono de nuestro pelo, sucede exactamente igual. Del rubio más nórdico al más discreto, pasando por los castaños más dulces y culminando en la inesperada pero bien recibida vuelta de los colores oscuros, el abanico de sugerencias es muy, pero que muy amplio. Por eso hemos pensado en hacer esta guía que ilumine un poco tu camino antes de pasar por la peluquería, por aquello de despejar ideas.

1. Pelirrojo especiado

Dicen los expertos que los tonos pelirrojos seguirán con nosotras una buena temporada, cosa que nos encanta. Eso sí, estos tonos fuego tendrán una particularidad de cara a la primavera, tal y como explica Raquel Saiz de Salón Blue by Raquel Saiz desde Torrelavega (Cantabria): “Los ginger se aclaran un poco y ya no se llevan tan oscuros. Lo consiguen combinándose con rubios oscuros y medios y con castaños claros. Lo hacen además por toda la melena, sin efecto raíz y con mucho brillo”.

2. Glam Brunette

Si piensas que los castaños sencillos son aburridos, es que no conoces esta nueva propuesta. Sus variaciones pueden parecer sutiles, pero son altamente favorecedoras. "Cualquier color es lujoso cuando aporta matices diferentes y llenos de brillo. Los castaños con un toque cobre revitalizan nuestra imagen al mismo tiempo que son fáciles de conseguir y mantener.

3. Jet Black

Hacía tiempo que las tendencias no se acordaban de los profundos y misteriosos tonos negros, pero por suerte, esta primavera de 2022, han vuelto a hacerlo. "Todas las tonalidades oscuras del negro son la nueva tendencia. Son tonos que no sientan bien a todo el mundo, sobre todo a pieles pálidas porque las apaga aún más. La clave está en escoger tonos cálidos o fríos y a veces matizarlos con reflejos como el espresso o el café", explica Felicitas Ordás de Felicitas Hair desde Mataró (Barcelona).

4. Glossy Brunette

¿Tienes el cabello castaño y quieres darle un toque de luz? Éste dará una buena dosis de luz a tu rostro, te lo garantizamos, ¡y encima es tendencia! “En cabellos castaños, se busca alzar el tono de manera más natural. Si se tiene un tono oscuro, se añadirán luces en un tono un poco más claro que la raíz, pero sin llegar a ser rubio.

5. Vanilla Blonde

Sí, justo ese tono tan bonito que se les pone a las chicas que son rubias naturales durante las largas jornadas de playa en verano. “Es un tono que está dentro de la gama de dorados; tiene mucho brillo y se asemeja al rubio que se adquiere cuando te da mucho tiempo el sol. Es muy favorecedor para las pieles cálidas, ya que ayuda a iluminarlas y darlas un brillo natural.

6. Dark Chocolate

¿Buscando un castaño oscuro con rollazo? Sin duda, esta es tu opción, y no sólo porque será una de las tendencias de color de pelo más populares de la primavera, sino también porque sienta de lujo. Diana Daureo, desde el Salón D&D en Madrid nos explica todos sus detalles: "Según mi experiencia, este tono que es un castaño muy oscuro, pero no llega a moreno -Penélope Cruz con unos destellos miel y Tamará Falcó ‘al natural’ son dos magníficas representaciones- es el que más favorece. El castaño claro suele resultar más apagado y plano y, sin embargo, esta tonalidad como de chocolate negro sin llegar al 100% crea mayor contraste con la piel, ayuda a dar profundidad a la mirada y marca o resalta los rasgos: pómulos, labios, nariz…” .

7. Ice Blonde

Los rubios de 2022 serán audaces o no serán. En este caso, cocqueteamos con el platino, casi blanco, aunque con algunos delicados toques de beige. "Los tonos más claros, más intensos, nos recuerdan a las tonalidades marmóreas del hielo, una coloración llena de luz que puede alcanzar el blanco total. Este rubio se lleva compacto, sin atenuantes, pero también se pueden combinar con tonos pastel, haciendo un ombré con las raíces o con unas babylights en tonos más oscuros que harán más fácil el mantenimiento", nos cuenta Manuel Mon de Manuel Mon Estilistas (Oviedo).

8. Blorange

Según Mario Anes, director artístico de Cotril España, “es un tono que se encuentra en una delgada línea entre el rubio y el naranja. Sobre todo, favorece a las pieles claras, ya que es un rubio con intensas pinceladas cobrizas”. Por lo tanto, las que más fácil lo tendrán para pasarse a esta tonalidad, son las rubias, y aunque desde Cotril recomiendan acudir a tu salón de confianza para realizar la transición, también nos proponen un producto que nos puede ayudar a hacerlo desde casa: Make Up Cooper, de Cotril. Se trata de una crema de color, capaz de transformar las melenas rubias en un Blorange en un pispás.

9. Bronde

Con este tono tenemos la fórmula perfecta para aportar vida y carácter a la melena. "Es la hibridación de dos tonos, el rubio y el castaño. Para conseguirlo primero tenemos que crear una base más oscura en la raíz con un marrón oscuro, para incorporar reflejos en diferentes rubios según le favorezca más a ese rostro. Las combinaciones son infinitas, desde platino y miel si quieres iluminar más, o bien rubio mantequilla si no se desea un resultado tan luminoso", asegura Raquel Saiz de Salón Blue en Torrelavega (Cantabria)

.

10 Melting

Esta técnica es el opuesto de las mechas, babylights, balayage y compañía. Digamos que la apuesta es un color mucho más uniforme, pudiendo trabajarse en todo tipo de tonos. "El melting o fundido de color, tiene un contraste muy sutil. La transición entre el color de base y las mechas resulta casi imperceptible. ¿La fórmula? Se trata de una fusión tan gradual que no se percibe apenas la diferencia entre unos tonos y otros, con lo que se elimina el “efecto raíz”. Es, por tanto, una técnica de bajo mantenimiento en el salón", explican los expertos de Kevin Murphy.

Fuente: Glamour Magazine

Deja un comentario